"Hemos alcanzado más de 108.000 millones de patrimonio y esto es, entre otros, gracias a los inversores españoles"

Estrategias de Inversión
·4 min de lectura

-¿Cómo se comportó el mercado español en un año tan complicado como fue el pasado?

-Olivier Le Braz: 2020 fue un año impresionante a nivel de rendimientos y nuestros gestores han conseguido estar por encima de los índices en casi todo tipo de activos y, además, estar en los primeros déciles del universo de los fondos. 2020 ha sido un año positivo, hemos alcanzado más de 108.000 millones de patrimonio y esto gracias a los inversores españoles, entre otros.

-Hablando de mercados monetarios, ¿cuál ha sido vuestro análisis y cómo lo habéis gestionado?

-OLB: Ha sido un año peculiar y con el fin de combatir esta doble crisis, la sanitaria y económica, los bancos centrales y los estados se han movilizado como nunca antes, inyectando liquidez masivamente. En solo unos meses se dio un cambio de paradigma brutal con una ultraliquidez. Esto ha provocado volatilidad en los mercados y en este contexto de rendimientos negativos, hemos conseguido llevar a cabo estrategias dentro de los fondos monetarios y los fondos de renta fija a muy corto plazo. Hemos conseguido captar oportunidades, con lo que los fondos monetarios tradicionales, como Groupama Entreprises o Groupama Trésorerie han conseguido resultados muy buenos. Hemos alcanzado más de 22.000 millones de euros bajo patrimonio en nuestros fondos del mercado monetario.

Notamos en este principio de año que hay un movimiento desde los fondos puros o tradicionales hacia los fondos de renta fija de muy corto plazo para intentar maximizar esta asset allocation en cash y perder lo menos posible e, incluso, intentar ganar. Tenemos un buen ejemplo con uno de nuestros fondos llamado Groupama Ultra Short Term Bond.

-¿Cuál es la principal diferencia con los fondos monetarios gestionados por vuestro equipo y el Groupama Ultra Short Term Bond (GUSTB)? 

-Alberto Terricabras: A diferencia de los fondos del mercado monetario, limitados por regulaciones europeas, GUSTB puede explotar la pendiente del bono hasta tres años para beneficiarse del exceso de rendimiento ofrecido. El universo de inversión de GUSTB es más amplio, permite un rendimiento superior que el ofrecido por fondos del mercado monetario, manteniendo una liquidez y una volatilidad cercanas a ellos. Esta ventaja es evidente en tiempos de política monetaria ultra acomodaticia.

-¿Para qué tipo de cliente va dirigido este producto?

-AT: Es un fondo para clientes que buscan un soporte que ofrezca un rendimiento esperado significativamente más alto que los fondos del mercado monetario, mientras mantienen un perfil de volatilidad cercano pero ligeramente superior. Recomendamos un horizonte de inversión en GUSTB de al menos 6 meses. Algunos de nuestros clientes destinan la parte estable de su cash en GUSTB para mejorar la rentabilidad, mientras que otros prefieren los fondos del mercado monetario como solución de espera durante ciertas fases del mercado.

-¿Qué distingue a este fondo de otros fondos de su misma categoría, la renta fija Ultra corto plazo?

-AT: Consideramos que el fondo GUSTB es uno de los más conservadores de la categoría. Solo invertimos en emisores considerados investment grade y solo utilizamos productos simples en nuestra gestión, así que respetamos nuestro presupuesto de bajo riesgo.

-¿Puede ser un fondo interesante en este contexto de tipos bajos que parece va a perdurar en el tiempo?

-AT: Claramente. La decisión del BCE de refinanciar directamente a los bancos a tipos muy ventajosos del -0,5 al 1% durante más de 3 años ha desequilibrado por completo al mercado monetario. Los rendimientos ofrecidos han bajado drásticamente en los vencimientos más cortos y cayeron por debajo del -0,50 del nivel mínimo normal de la facilidad del depósito del BCE. GUSTB se ve menos afectado que el resto de los fondos del mercado monetario por la caída de los rendimientos ofrecidos y por lo tanto puedo ofrecer una mayor expectativa de remuneración, con una volatilidad que sigue siendo baja, especialmente en este contexto de apoyo de los bancos centrales.

-¿Ha tenido el fondo algún default en cartera en los últimos años? Quid de la 'zombificación' de la economía?

-AT: El fondo no ha experimentado ningún default. Seguimos prestando mucha atención a la selección de emisores de la cartera limitándonos a aquellos que consideramos de alta calidad crediticia. Sin embargo, como todos los fondos expuestos al mercado crediticio, hemos observado episodios de volatilidad desde la creación del fondo en 2015. El fondo se ha recuperado de esos shocks en unas pocas semanas, validando así nuestro posicionamiento a corto plazo y conservador, así como nuestro horizonte mínimo de inversión de 6 meses. Por supuesto, cuando surgen riesgos, no dudamos en reducir tácticamente nuestras exposiciones. En este momento, y en momentos de crisis, el fondo presenta oportunidades de inversión para batir el índice y proporcionar rentabilidad a nuestros clientes.