Aina Vidal (En Comú): "El PP lleva cuatro años soltando chorradas y mentiras sobre el Poder Judicial"

Hace casi dos años protagonizó una de las imágenes más emotivas e impactantes de la historia del Congreso de los Diputados.

Era su primer día en la Cámara Baja tras diez meses de baja por un cáncer que la tuvo apartada de la actividad parlamentaria.

Todo el hemiciclo —salvo la extrema derecha de Vox— la aplaudió cuando subía a la tribuna para intervenir en un debate. “Estimada Aina, benvinguda”, dijo la presidenta del Congreso, Meritxell Batet.

Ella, emocionada, agradecía las muestras de cariño de sus compañeros diputados, muchos de ellos, muy alejados ideológicamente de ella.

Hoy, mucho después de aquello y con sus rebeldes rizos ya de vuelta, Aina Vidal (Barcelona, 1985), portavoz de En Comú Podem en el Congreso, recibe a El HuffPost en su despacho del Parlamento.

La semana en la Carrera de San Jerónimo ha sido mucho más tranquila para sus señorías que la anterior —en la que se debatieron las enmiendas a la totalidad a los Presupuestos—, pero la actualidad política no ha cesado: el fin de la negociación para renovar el Poder Judicial, las enmiendas a la ley Trans, la exhumación del golpista Queipo de Llano...

La conversación, precisamente, arranca por este último asunto, que ha tenido lugar apenas unas horas antes del encuentro.

¿Qué le parece la exhumación de Queipo de Llano?

Creo que es una buena noticia y al mismo tiempo es triste que hayamos tardado tanto tiempo. Es inconcebible para cualquier democracia que una persona de su talante estuviera expuesto públicamente. Fue el responsable del asesinato de Lorca, asesinó a más de 40.000 personas, alguien que recomendaba que se violara a las mujeres republicanas. Y esa persona estaba expuesta para que cualquiera pudiera rendirle un homenaje en un atril prácticamente de oro. Es una buena noticia para la democracia y un descanso para los miles de hombres y mujeres que han estado luchando por la memoria de sus padres. Es triste porque ellos no lo van a poder ver, pero es una buena noticia para el país. Creo que hoy España es un poquito mejor.

No cree que sea una “profanación de tumbas”, como dice la ultraderecha.

No, por supuesto que no. Estamos hablando de dignificar el espacio y que no haya sitios para ensalzar el asesinato masivo de miles de personas.

Este miércoles los partidos de la derecha cargaron contra la ministra Montero acusándola de no querer condenar el asesinato de la niña Olivia en Gijón. Pero también lo hizo la diputada de Vox Carla Toscano, que la mencionó a usted en la Comisión de seguimiento del Pacto contra la Violencia de Género, acusándola de no condenar el asesinato de una niña en Francia en octubre. ¿Qué le parece toda esta polémica?

Es lamentable lo que hace Vox con este tema, que es básicamente aprovecharse del sufrimiento, de la muerte y del asesinato, para sacarle un rédito racista y fascista. En el caso concreto de esta niña lo que ha fallado es el sistema y le ha fallado a una niña de seis años. Es un caso terrible y no cabe la manipulación asquerosa que está haciendo la ultraderecha.

El caso de Olivia es terrible y no cabe la manipulación asquerosa que está haciendo la ultraderechaAina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso.

Se está poniendo en cuestión la violencia vicaria.

Claro, es que no entra en la cabeza de nadie. Es un caso horrible, un asesinato terrible, que hay que condenar. Creo que el sistema le ha fallado ni más ni menos que a una criatura de seis años. He leído que el padre había denunciado muchísimas veces a la Policía y que nadie hizo nada para poder frenar este caso. Es dramático y sin duda habrá que tomar medidas.

Siguiendo con asuntos de Igualdad, esta semana hemos conocido las enmiendas del PSOE a la ley Trans, han generado malestar ¿qué le han parecido?

Creo que el PSOE está jugando con fuego con la ley Trans. Quiero ser muy clara al respecto: habrá ley. Y es más, hay prisa. Es un colectivo que representa un porcentaje muy pequeñito y que ha sido tremendamente chafado en este caso desde lo público y desde lo social. Lo único que piden es poder ser, ser respetados y tener los mismos derechos humanos que tenemos el resto de personas. No entiendo esa estrategia absolutamente estúpida del PSOE de cuestionar un contenido que estaba pactado y que ellos mismos dieron por válido en 2019 y que ahora están jugando no sé exactamente a qué. Tendrían que pedir disculpas disculpas al colectivo por retrasar la aprobación de la ley que, insisto, será ley.

¿Se esperaban las enmiendas?

No... Sí y no. No, en términos éticos, porque creo que no son aceptables. Además, a estas alturas del partido, salir con argumentos peregrinos como pueda ser la seguridad jurídica, cuando es un decreto que sale del Consejo de Ministros. ¿Qué nos está diciendo el PSOE, que no salen buenos decretos del Consejo de Ministros, que no se lo han mirado lo suficiente? Creo que es evidente que no. Tienen un problema interno que se llama transfobia y lo tienen que resolver.

No entiendo la estrategia absolutamente estúpida del PSOE con la ley TransAina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso.

¿No teme en ningún caso en que no salga la ley?

No, en absoluto. Claro que temo por la ley, pero estoy convencida de que habrá ley porque se ha de imponer la defensa de los derechos humanos. Un partido como el PSOE no se puede permitir quedarse al margen de un avance tan importante como este.

Hace unos días apareció usted en la sala de prensa del Congreso con unos vapers en la mano y advirtió del riesgo que supone y de lo que están afectando a los jóvenes, ¿qué es lo que plantean?

Sinceramente, yo lo desconocía. Estuve hablando con los hijos de un amigo que me dijeron que comentaron que era algo muy habitual. Me explicaron que gente menor accede de forma habitual tanto en discotecas como en supermercados, que lo compran en cualquier sitio, y que se ha vuelto una moda el hecho de vapear. Todos los informes nos dicen que el hecho de vapear induce a un hábito que puede llevar al tabaquismo. Este país ha hecho un esfuerzo enorme para reducir una costumbre que no es positiva, ni saludable, y sería un retraso horroroso para nuestra sociedad que los jóvenes volvieran a coger este hábito.

Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)
Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)

Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)

Nos hemos reunido con una de las asociaciones más importantes de vapeadores y con una importante tabaquera y ambas coincidían en que se necesita una regulación, que son conscientes de que los menores acceden de forma habitual a este producto y que lo toman como si fuera un caramelo. Porque son vapeadores con gustos de piña, de fresa, hasta de algodón de azúcar. Parece muy inocuo y es todo lo contrario porque lleva productos tóxicos, cancerígenos e induce al hábito. Es un producto nuevo y nos tenemos que mover de forma rápida para verificar que los menores no puedan acceder a ello, que se venda donde esté verificado, y saber qué contiene este producto, porque hasta las empresas desconocen los controles que pasan porque no llevan nicotina. Pero que no lleven nicotina no implica que no lleven otros productos tóxicos. Estamos contentas con el recibimiento que ha tenido por el sector y creo que con complicidad podremos regular esto.

¿Confía en que el Gobierno legisle sobre este asunto?

Estoy convencida de ello. Estamos en el inicio, hablando con los sectores afectados y recabando datos. Es así como se tiene que trabajar un futuro proyecto de ley serio.

Se cumple una semana de que el PP rompiera las negociaciones sobre el Poder Judicial, ¿se lo esperaba?

Sí y no. En mi fuero interno deseaba que por fin fuera verdad que el moderado Feijóo trajera una cierta cordura y un talante democrático al PP y que por fin pudiéramos acordar aquello que forma parte de la Constitución, que es que hay que llegar a un acuerdo para poder renovar el CGPJ. Desgraciadamente no ha sido así. Nos encontramos ante un Consejo rebelde y ante un PP antidemocrático que niega la propia Constitución. No hablamos de uno, dos o tres días. Hablamos de cuatro años de ignorar voluntariamente un mandato constitucional que nos dice que es que aquellos tribunales, que en el fondo son políticos y que juzgan cosas tan importantes como la reforma laboral, el derecho al aborto o la eutanasia políticos, deben reflejar esa mayoría parlamentaria que deciden los españoles y españolas cuando van a las urnas. Esto es lo que está bloqueando el PP. No puede pasar un día más. Hemos sido claros, hay que reformar las mayorías para poder hacer posible el cumplimiento de la Constitución. Habrá que hablar, ver cómo y hablar también con Europa. Pero el único escenario no factible en democracia es que sigamos con un Poder Judicial bloqueado por un partido que se ha declarado anticonstitucional y antidemócrata. Es muy grave lo que está sucediendo.

Lo que argumentó el PP para romper la negociación fue la eventual reforma del delito de sedición por parte del Gobierno. ¿Está a favor de esta reforma?

Se le tendría que caer la cara de vergüenza al PP. ¿Cuántas excusas llevan ya a estas alturas? Son cuatro años soltando chorradas y mentiras. Tratan a la gente como si fuéramos tontos y no entendiéramos lo que está pasando. Lo que pasa es que tienen causas pendientes de corrupción y quieren a jueces amiguitos para que pueda suceder lo que pasó con Esperanza Aguirre que, cosas de la vida, todo su alrededor ha caído menos ella. Esto es lo que pretenden y hay cosas importantes. Hay cuestiones relacionadas con la pandemia, con el uso que hizo Ayuso en Madrid y cómo permitió que miles de abuelos y abuelas murieran en residencias sin que hubiera una atención primaria. Eso es lo que está en juego y es de lo que intentan escaparse. Se les tendría que caer la cara de vergüenza.

Ayuso se siente orgullosa de mantener esta pulsión y esta capacidad de presión frente a FeijóoAina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso.

Aun así, insisto, ¿está a favor de reformar el delito de sedición?

Sí, claro, lo hemos defendido desde el primer día. Creemos que nuestro ordenamiento jurídico necesita una equiparación y modernización con respecto a Europa y uno de los delitos que hace falta reformular es el de sedición. Hace mucho tiempo que lo decimos, no es ninguna novedad.

El PP dice que eso es un pago a Puigdemont y a ERC.

Y si no dirán que la abuela fuma. El problema es que no quieren que les juzguen jueces que realmente puedan sentarles en tribunales y que puedan llegar a pasarlo realmente mal porque lo que han hecho es corrupción y delitos graves. Pretenden escaparse y escabullirse. Cualquier demócrata tendría que estar ahora mismo muy enfadado con la posición del que es, desgraciadamente, la el partido líder de la oposición en este país.

¿Cree que a Feijóo le han presionado?

Para su desgracia lo han dejado claro sus supuestos aliados. Ayuso hasta se siente orgullosa de mantener esta pulsión y esta capacidad de presión frente al líder del PP demostrando que Feijóo no es quien decía ser, ni tiene el talante, ni la fortaleza, ni la serenidad, ni la capacidad, ni las habilidades para ser el líder de la oposición que este país necesita.

¿Es fiable el PP?

Me parece que no, creo que es evidente. No es una cuestión de fiabilidad. Es un partido que se ha declarado anticonstitucional y en rebeldía. Eso es gravísimo.

Otra ruptura que le afecta es la del Govern en Cataluña hace unas semanas. ¿Cómo está la situación con el nuevo Ejecutivo?

Creo que la historia reciente de Cataluña es bastante triste en realidad. Tenemos un Gobierno que se ha acostumbrado a no gobernar y que tienen la intención de hacer exactamente lo mismo. ERC tenía la posibilidad de dejar a la derecha y de hacer caso a la mayoría parlamentaria que hay en el Parlament, que es favorable a la izquierda, y poder encarar algunos de los retos más importantes que tiene el país, que no son tan distintos como los que tiene España. Tienen que ver con la transición ecológica, con los retos de la inflación, con modernizar el mercado laboral... Y tenemos un Gobierno que no sólo no asume esta mayoría parlamentaria sino que ha decidido utilizar 33 diputados, que todo el mundo puede ver que es extremadamente débil, para hacer campaña electoral. Tenemos un Gobierno pensado para las elecciones y no para gobernar y eso me entristece como catalana. Nos merecemos mucho más como país y estamos en el momento para hacerlo.

Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)
Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)

Aina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso. (Photo: SERGI GONZÁLEZ / EL HUFFPOST)

Aragonès tiene que explicarnos en qué lado de la balanza se sitúa. El Gobierno está teniendo una batalla importante con la patronal, que ha decidido de forma insolidaria no dar la parte que les toca e incrementar los salarios como en el resto de Europa. Y yo me pregunto, ¿con quién está el Govern, con la patronal o con el Gobierno de España? ¿Van a subir los salarios o van a permitir que la patronal siga ejerciendo esta insolidaridad? Me pregunto también si están con los Juegos Olímpicos de Invierno, que se celebran en un momento en que ni siquiera hay nieve, o van dar un paso adelante para las renovables y para que Cataluña sea más soberana en términos energéticos. Estas son las cuestiones que tendría que estar haciendo y que no está haciendo.

Habla de una mayoría de izquierdas, ¿se refiere a En Comú y al PSC?

No hablo en este caso de futuros gobiernos y de fórmulas, hablo de sensibilidades y posibilidades de acuerdo. Si ERC tuviera la voluntad de avanzar en cualquiera de estos temas sabe que tendría la mano tendida tanto de Catalunya En Comú como de otros grupos en la Cámara. Les falta iniciativa política y ambición. Estamos en una situación en Cataluña triste, ya que no hay inversiones en aspectos importantes como país ni propuestas en el ámbito político. La diferencia entre España y Europa en un momento tan difícil como el de la inflación es que, mientras el BCE apuesta por subir los tipos de interés, aquí se apostó por unas medidas que han ayudado a frenar la inflación, a favor de la gente, a favor de la mayoría y de revalorizar los salarios y las pensiones. Esto es lo que espera el pueblo catalán, a que el Govern reaccione y tenga iniciativa en algo.

Los nuevos nombramientos en el Govern se entendieron como un gesto a estos partidos. 

Yo el gesto lo interpreto cuando se sientan los partidos y negocian. Creo que el Govern y ERC pretende con 33 diputados hacer ver que representan a algo que no representan y que los ciudadanos no les han otorgado así. Tendrían que despertar un poquito, ser un poco más humildes y entender que la mayoría se suma sentándose a negociar con el resto de partidos.

En Cataluña tenemos un Gobierno pensado para las elecciones y no para gobernar, y eso me entristece como catalanaAina Vidal, diputada de En Comú en el Congreso.

Parecen bastante allanados los Presupuestos, pero todavía queda pactar enmiendas, ¿teme que pueda haber suspense hasta el último momento como el año pasado?

Esta es una Cámara que nos va un poco la marcha [ríe]. Probablemente hasta el último minuto lo vamos a tener y en parte es hasta bueno. Si hay debate hasta el último minuto quiere decir que hasta el último minuto hay posibilidad de mejorar aspectos de los Presupuestos porque nunca son perfectos y lo recogen todo. Es muy buen síntoma que hayan pasado de forma tan holgada el primer escollo. Son unos Presupuestos que todo el mundo desea, que son positivos, que claramente son expansivos. Eso quiere decir que podemos hacer más y mejores políticas públicas.

No quiero dejar de preguntarle por su respuesta a Ana Rosa Quintana tras su discurso sobre el cáncer y la sanidad y los impuestos. ¿Tanto le molestó lo que dijo?

Me molestó mucho. Y me molestó mucho más allá de lo político. Me molestó mucho en lo personal, me pareció muy deshonesto por su parte. Creo que cualquier persona que pase, no sólo por un cáncer, sino por una enfermedad difícil que te lleva a pasar muchos días en el hospital y a conocer desgraciadamente dónde están los límites de los recursos públicos, sabe que quien te salva la vida no sólo son los médicos, sino la inversión, la ciencia, los celadores, la sonrisa de cualquiera de las enfermeras. Escuchar a una persona denostar, insultar la inteligencia y mentir sobre cómo se salva la gente, creo que es algo grave. Pero cuando esta persona además tiene una responsabilidad pública, porque ella no es alguien cualquiera, nos guste más o menos, es una de las grandes comunicadoras del país. Y utilizó su ventana absolutamente privilegiada para denostar unos Presupuestos que lo que hacen es invertir en ciencia para que podamos ir reduciendo determinado tipo de enfermedades y descubrir qué pasa e intentar mejorar la salud pública de este país. Hacer ese espectáculo lamentable a mí me afectó personalmente, me pareció una falta de respeto muy grande y una falta de honestidad muy grande.

Yo no sé dónde esta persona se ha curado o se ha tratado, pero estoy convencida de que incluso en la privada tuvo la oportunidad de que incluso en la privada tuvo la oportunidad de tratar con profesionales que también están en una situación en muchos casos de precariedad laboral importante. Cualquiera puede entender que cuando un médico, enfermera o celador tiene mejores condiciones laborales, está más descansado, ha podido pensar, pues está en mejores condiciones para atenderte y de ser más resolutivo en las cuestiones de tu tratamiento, que ya le puedo asegurar que son muchas.

Lleva seis años en el Congreso, ¿qué es lo que ha aprendido en este tiempo?

Pues lo mejor y lo peor de la vida. He aprendido que a veces la política puede ser muy ingrata, pero también que puede ser muy útil, sobre todo en estos años de pandemia, y que las políticas públicas salvan vidas. He aprendido que la política vale la pena. Es un mensaje que se dice poco y que tendríamos que reconocer más.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TE PUEDE INTERESAR