Trump afirma que agentes del FBI "allanaron" su casa en Mar-a-Lago, en Florida

·5 min de lectura
REUTERS - MARCO BELLO

El expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que agentes del FBI 'allanaron' su casa de Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida. Aunque no se saben las causas exactas del operativo, el exinquilino de la Casa Blanca estaba siendo investigado por tener archivos clasificados en su propiedad.

Este lunes, agentes del FBI allanaron la casa del expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, ubicada en Palm Beach, Florida. “Una gran cantidad de agentes del FBI estaban en Mar-a-Lago, incluso irrumpieron en mi caja fuerte", dijo el exmandatario.

Una fuente aseguró que el Departamento de Justicia de Estados Unidos inició una investigación en abril en contra de Trump por la eliminación de los registros presidenciales oficiales durante su mandato, que podrían estar alojados en su propiedad en el estado de Florida.

“Después de trabajar y cooperar con las agencias gubernamentales relevantes, esta redada no anunciada en mi casa no fue necesaria ni apropiada”, dijo Trump mediante un comunicado, sin dar detalles del por qué se llevó a cabo la operación.

La Administración Nacional de Archivos y Registros de ese país notificó en febrero al Congreso que luego de meses, lograron recuperar unas 15 cajas con documentos de la Casa Blanca que se encontraban en la casa de Trump, de las cuales, algunas contenían materiales clasificados.

En ese momento, el Comité de Supervisión de la Camara de Representantes anunció que estaba abriendo una investigación sobre las acciones del exmandatario y pidió que se entregara información adicional. Trump dijo que accedió a devolver algunos de los registros, calificándolo como “un proceso ordinario”.

La redada a cargo del FBI inició en la mañana del lunes. Los agentes se concentraron en el área del club donde se encuentran ubicadas las oficinas y las habitaciones personales, según indicó un testigo. Se sabe que Trump no estaba en Florida al momento del operativo.

“Solo podría suceder en países rotos del Tercer Mundo”, criticó el expresidente.

Trump acusa a los demócratas de estar detrás del operativo

“Se trata de una mala praxis de la Fiscalía, de la militarización del sistema de Justicia y de un ataque por parte de los demócratas de la izquierda radical que no quieren desesperadamente que me presente a la presidencia en 2024, sobre todo a raíz de las últimas encuestas”.

Desde que terminó su mandato y fue derrotado por Joe Biden en las elecciones de noviembre del 2020, Trump ha mostrado sus intenciones de postularse a la presidencia de Estados Unidos nuevamente.

Recientemente, el republicano obtuvo una mayoría en una encuesta realizada durante la Conferencia de Acción Política Conservadora (CPAC). En el sondeo realizado en Texas a unas mil personas, el magnate obtuvo un 69% de ventaja en los votos contra un 24% del gobernador de Florida, Ron DeSaints; y un 2% marcado por el senador de origen hispano, Ted Cruz.

La obsesión de Trump con Mar-a-Lago

Mar-a-Lago es un complejo residencial de estilo arquitectónico español construido entre 1924 y 1927. Su edificación fue pensada para ser utilizada como un lugar para visitas de Estado o como un espacio de descanso invernal para los presidentes estadounidenses.

Pero debido a los altos costos de mantenimiento por su valiosa ubicación, el Congreso de Estados Unidos decidió en 1981 que el complejo no sería utilizado por el Gobierno. Para 1985, fue comprada por Donald Trump por unos 10 millones de dólares, quien como presidente, utilizó su propiedad como lugar de despacho en distintas oportunidades.

La mansión tiene 126 habitaciones en 10.000 metros cuadrados y la familia Trump tiene su vivienda privada en un área cerrada, la cual fue ‘allanada’ por los agentes del FBI.

¿Cuál es la importancia de los documentos oficiales?

Según la ley estadounidense, todo presidente tiene la obligación de conservar cartas, correos y documentos de trabajo para luego entregárselos a Archivos Nacionales. Sin embargo, unas fotos difundidas por la reportera de ‘The New York Times’, Maggie Haberman, muestran unas notas que, supuestamente el entonces mandatario Donald Trump tiró por el inodoro.

Las imágenes hacen parte del libro ‘Confidence Man: The making of Donald Trump and the breaking of America’, escrito por la periodista neoyorquina. Las fotos fueron conseguidas por la autora en colaboración con fuentes de la antigua Administración estadounidense.

Aunque el libro saldrá a la venta el próximo 4 de octubre, este mismo lunes se conocieron unas fotografías que muestran un inodoro al interior de la Casa Blanca y otro de un viaje al extranjero de Trump.

En una de las notas rotas se alcanza a leer la palabra "qualified" (cualificado) y en la otra “Stefanik”, posiblemente refiriéndose a la congresista republicana Elise Stefanik, aliada de Trump y que llegó a ser la número tres del partido en la Cámara Baja.

No hay certeza de quién las escribió, pero según la cadena estadounidense CNN, la caligrafía parece ser la del expresidente. Haberman dijo que más allá del contenido de las notas, lo importante era cómo eso afectaba a la conservación de los documentos oficiales, al ser el presidente de Estados Unidos.

En su investigación, la reportera encontró diversos testimonios del personal de la Casa Blanca, quienes coincidían en que el expresidente solía tirar documentos por el inodoro, llegando a tapar las tuberías del recinto. Acusaciones que él consideró como "categóricamente falsas".

Además de esto, entre las 15 cajas que el presidente número 45 de Estados Unidos se llevó a su casa en Florida y que fueron devueltas en febrero de este año, se encontraron documentos de correspondencia que le había enviado el líder norcoreano, Kim Jong-un, durante el deshielo bilateral.

De igual manera, fue hallada una misiva que le dejó en el Despacho Oval Barack Obama. "Tienes que estar bastante desesperada por vender libros si parte de tu estrategia promocional son fotografías de papeles en una taza”, dijo un portavoz de Trump frente a la investigación de Haberman.

Se esperan declaraciones oficiales sobre los hallazgos de las autoridades estadounidenses.

Con EFE, Reuters y medios locales