"En Afganistán no ha vencido el islamismo; ha vencido la heroína"

·2 min de lectura
Dos talibanes hacen guardia en Kabul (Afganistán) el 17 de agosto de 2021. (Photo: Haroon Sabawoon/Anadolu Agency via Getty Images)
Dos talibanes hacen guardia en Kabul (Afganistán) el 17 de agosto de 2021. (Photo: Haroon Sabawoon/Anadolu Agency via Getty Images)

El escritor italiano Roberto Saviano lo tiene claro: en Afganistán “no ha vencido el islamismo; ha vencido la heroína”. Así lo afirma en un artículo publicado este miércoles en el Corriere della Sera.

El autor del superventas Gomorra, especializado en la mafia y el crimen organizado, argumenta que es un error llamar a los talibanes milicianos islamistas. “Los talibanes son narcotraficantes”, asegura. Saviano señala que el 90% de la heroína del mundo se produce en Afganistán, y que los talibanes son los narcotraficantes más poderosos del mundo, junto con los narcos sudamericanos.

Saviano siente que cuando se habla de Afganistán se eluden “las principales dinámicas del conflicto” y se ignora “su principal fuente de financiación: el opio”. “La guerra en Afganistán es la guerra del opio”, lanza el escritor y periodista napolitano.

La guerra en Afganistán es la guerra del opio

Cuenta Saviano que en 2002 el general estadounidense Franks, el primero en coordinar la intervención de EEUU en Afganistán, advirtió de que la suya no era una misión “antidrogas”. Y ese fue, para Saviano, uno de los grandes errores de EEUU: separar el conflicto del narcotráfico, dejarles hacer. Años más tarde, The New York Times publicó que la lista negra del Pentágono con los narcotraficantes de heroína que iban a ser detenidos no incluía a los que se pusieron del lado de las tropas estadounidenses. Los ‘amnistiaron’.

Argumenta Saviano que las nuevas generaciones de talibanes son idénticas a las anteriores, pero con una “diferencia sustancial”: los antiguos veían a los muyahidines antisoviéticos como héroes. En cambio, los nuevos talibanes tienen como referente a los grandes traficantes. “Los talibanes utilizan la ley islámica para crear un régimen autoritario, necesario para su tráfico”, afirma Saviano.

En su opinión, Afganistán se ha convertido en un narcoestado. Mientras los Estados Unidos han gastado 80.000 millones en veinte años de guerra, los talibanes han ganado 120.000 millones gracias al opio en ese mismo tiempo. “¿Cuál era el ejército más rico?”, se pregunta Saviano. “¿Con quién convenía estar?”.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente