El mayor accionista de Avianca se defiende del cobro de sobornos de Airbus

Bogotá, 5 feb (EFE).- El mayor accionista y expresidente de la junta directiva de Avianca, Germán Efromovich, dijo este miércoles en Bogotá que desconoce si alguien de la compañía aceptó sobornos de Airbus para la compra de aviones y argumentó que la negociación se hizo sin intermediarios.

"Se hizo una licitación totalmente transparente porque Fabio Villegas (expresidente de Avianca) y yo queríamos conseguir lo mejor para la compañía", aseguró Efromovich en una rueda de prensa.

Insistió en que "cualquier negociación que se tuvo con Airbus, de acuerdos, fue siempre directo con Avianca; obviamente la parte de la compra de aviones era hecha en un alto nivel".

AVIANCA, EN EL OJO DEL HURACÁN

Avianca y otras compañías asiáticas y múltiples aerolíneas chinas están en el centro del escándalo por las supuestas comisiones pagadas por Airbus para conseguir contratos, que le han costado ahora cerca de 3.600 millones de euros en multas al grupo europeo.

Según el documento sobre el acuerdo por el que Airbus evita una condena penal a cambio de esas multas, publicado este miércoles por la Fiscalía Financiera de Francia (PNF), la compañía europea utilizó a un intermediario comercial en Colombia.

A través de este intermediario, Airbus obtuvo contratos entre 2006 y 2014 para que le asistiera en las negociaciones con Avianca, que el 30 de abril de 2015 formalizó la compra de 133 aviones de tipo A320neo, valorados en cerca de 15.000 millones de dólares.

Algunos de esos contratos con el intermediario contemplaban el pago de una comisión en función de los resultados, bien por avión vendido, por campaña o con un porcentaje del precio de venta de las aeronaves.

Al respecto, Efromovich señaló que le preguntó a Airbus en 2005: "¿por qué ustedes tiene un agente en Colombia si nunca hablamos con el señor? Nosotros estamos hablando con ustedes directamente".

"Si Airbus le pagó algo a alguien fue por imbecilidad, porque no había necesidad", apostilló.

INVESTIGACIÓN INTERNA

La aerolínea colombiana anunció el lunes pasado una investigación interna tras conocer el acuerdo de Airbus para eludir procesos judiciales con Francia, Reino Unido y Estados Unidos.

"El acuerdo entre Airbus y las autoridades de esos países contiene acusaciones muy delicadas y preocupantes sobre el actuar de un individuo de Avianca en el periodo previo a marzo de 2016", sostuvo el presidente de Avianca Holdings, Anko van der Werff.

El caso -que se remonta a 2014 y supuso una amenaza significativa sobre Airbus, como la de no poder presentarse a licitaciones públicas- se refiere al uso de intermediarios no declarados para obtener contratos civiles y militares.

Es por ello que Avianca contrató un bufete de abogados internacional para realizar "una investigación interna independiente sobre el vínculo comercial" con el grupo aeronáutico y determinar si la aerolínea "fue víctima de actuaciones indebidas o ilegales".

Precisamente, el mes pasado la aerolínea informó de un acuerdo con Airbus para reducir de 108 a 88 unidades el pedido de aviones A320neo como parte de una "optimización" de su flota.

Además de la reducción en 20 unidades de los A320neo, las entregas de las aeronaves de esa familia previamente programadas para efectuarse entre 2020 y 2024 "se han cancelado o diferido", explicó Avianca Holdings.

Esa compañía está integrada por las aerolíneas Avianca y Tampa Cargo (Colombia), Aerogal (Ecuador) y las empresas del Grupo Taca Internacional Airlines basadas en Centroamérica y Perú.

(c) Agencia EFE