Una guerra por 31 libros de temática LGTBI censurados en 11 institutos acaba llegando al Congreso

·5 min de lectura

La donación por parte del Ayuntamiento de Castellón de una serie de libros de temática LGTBI a 11 institutos públicos ha puesto en pie de guerra a Abogados Cristianos. Han denunciado ante el Juzgado, este ha decretado como medida cautelarísima la retirada de los libros, que no se ha llevado a cabo, y la polémica está lejos de finalizar. Entre los títulos, se encuentra, por ejemplo, el popular Con Amor, Simon, que ha sido adaptado al cine y del cual ha surgido un spin-off en forma de serie en Disney.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

La polémica arrancó hace algunos días. Tras conocerse la iniciativa llevada a cabo por la concejala de Cultura, Patrimonio Cultural y Museos, Memoria Democrática, Feminismo y LGTBI en el Ayuntamiento de Castellón, Verònica Ruiz, de donar una lista compuesta por más de 30 títulos de temática LGTBI a varios institutos públicos, el colectivo de Abogados Cristianos denunció ante el juzgado argumentando que el contenido de algunos de ellos, como ha recogido Nius, “vulnera varios derechos fundamentales, como el de los padres a decidir la educación de sus hijos (27.3 CE), la libertad ideológica y de culto (16.1 CE) y la obligación de la administración de ser objetiva y neutral (art. 103.1 CE)”.

Además, desde su perspectiva, “el contenido de alguno de esos libros, no solo incluye contenido sexualmente explícito, sino que recurre al constante escarnio de las religiones, no solo a la católica, también al Islam, el judaísmo y la religión evangélica”. Y mencionan frases que en teoría aparecen en sus páginas y consideran ofensivas porque aluden a “una estereotipación negativa del hecho religioso, incitando al odio contra la religión y sus fieles”. Mencionan algunas como “al obispo le dan por el culo”, “Chaperos en el Vaticano” y “Alá no es grande y Jesús no nos ama”. 

El juzgado de Castellón de la Plana que está llevando el caso aceptó la medida cautelarísima pedida por Abogados Cristianos de retirar los libros, dirigidos a alumnos de entre 12 y 17, destinados a “fomentar la convivencia en igualdad, la tolerancia y el respeto a la diversidad”, en palabras del Ayuntamiento, argumentando que “la urgencia radica en que, en caso de optarse por la tramitación ordinaria de la medida cautelar (...), en dicho lapso de tiempo podrían ya ponerse los libros a disposición de los alumnos menores de edad a quienes van dirigidos”. 

Una decisión que ha sido duramente criticada por la vicepresidenta de la Generalitat Valenciana y consejera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, quien ha valorado que “esto no es solo un ataque a una treintena de libros. No es un ataque al colectivo LGBTI. Estamos aquí defendiendo la democracia y la ley (…) Por si no queda claro, todas las bibliotecas van a promocionar la cultura inclusiva y tendrán un fondo bibliográfico de la diversidad y desarrollo sexual respetuoso con los derechos humanos”. En referencia a Abogados Cristianos, dijo esta misma semana que “tiene más de fascistas que de juristas”. 

El asunto ha llegado incluso al Congreso, donde el diputado de Compromis, Joan Baldoví, mostraba a su apoyo a su compañera de partido en Castelló, asegurando que “después de secuestrar los libros LGTBI, ahora quieren denunciar a @veroruiziau, ya pasó cuando intentó retirar un monumento franquista. Por desgracia, también se repite que el PSOE se pone de perfil y al final, por presión popular, rectifican. Gràcies per la valentia, Vero”, publicaba en un tuit junto con su intervención.

En el diario Las Provincias se han hecho eco de algunas de las “polémicas frases” que incluirían esos libros y que tanto han molestado a Abogados Cristianos. Así, por ejemplo, destacan la cita “si estás follando con tres gintónics encima, una raya de coca y compartís un porro, eso no es el chemsex, eso es una fiesta de toda la vida” y otras que dice “vale que te hagas un enema importante de vez en cuando porque quieres ir a una orgía y te conviene saber que no llevas sobrepeso oculto. Una vez, ocasionalmente, no es malo”. Ambas, aclara el citado diario, sacadas del libro titulado Gay Sex, de Gabriel J. Martín.

La lista de los libros contra los que carga Abogados Cristianos donados por el Ayuntamiento y compartida por la concejala de Castellón tras el interés que la selección despertó en redes sociales es la siguiente:

  1. Corcel de fuego, de Lucía Sánchez Saornil

  2. Leia, Rihanna & Trump, de Proyecto Una

  3. No vine a ser carne, de Gata Cattana

  4. Lesbianas, así somos, de Marta Fernández Herraiz y Kika Fumero

  5. Después de lo trans, de Elisabeth Duval

  6. ¿Y si fuéramos nosotros?, de Becky Abertalli y Adam Silvera

  7. Transfeminismo o barbarie, de Aingeru Mayor

  8. Libérate, de Valeria Vegas

  9. We too, de Octavio Salazar

  10. A la conquista del cuerpo equivocado, de Miquel Missé

  11. Orgullo, de Josema Busto

  12. Orgullo, de Matthew Todd

  13. Con amor, Simon, de Becky Abertalli

  14. ¿Por qué ser feliz cuando puedes ser normal?, de Jeanette Winterson

  15. El amor del revés, de Luisgé Martín

  16. La cultura de la homofobia y cómo acabar con ella, de Ramón Martínez

  17. Cuando muera Chueca, de Ignacio Elipidio Domínguez

  18. Un año sin nombre, de Cyrus Dunham

  19. Familias modernas, de Susan Golombok

  20. Chicas que entienden. In-visibilidad lesbiana, varias autoras

  21. Gay sex, de Gabriel J. Martín

  22. De nombre y hueso, de varios autores

  23. No estamos tan bien, de Rubén Serrano

  24. Jo sóc aixi i aixó no és un problema, de Fani Grande

  25. El fin del armario, de Bruno Bimbi

  26. Transexualidades, de Miquel Missé

  27. Cómo superar un bollodrama, de Paula Alcaide

  28. Ahora que ya lo sabes, de Oriol Pamies

  29. Queer. Una historia gráfica, de Meg-John Barker y Julia Scheele

  30. LGTB para principiantes, de Daniel Valero

  31. Transeducar: arte, docencia y derechos LGTB, de Ricard Huerta

EN VÍDEO | Historias prohibidas: la primera compañía gay de danza en Camboya

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente