¿Por qué siempre ganan los mismos la lotería?

Que existen casos de personas anónimas a las que les ha tocado en alguna ocasión algún premio gordo de la lotería, la mayoría de nosotros lo conocemos o intuimos que así ha sido, más que nada porque de la noche a la mañana  han cambiado de hábitos y mejorado su calidad de vida.

Pero más complicado es enterarse de quiénes son aquellos desconocidos a los que les ha tocado en más de una vez, aunque de tanto en tanto se filtra alguna noticia a través de la prensa y medios de comunicación, que informa de cómo ha sido agraciado nuevamente algún personaje al que la Diosa Fortuna le ha sonreído varias veces ya.

[Te puede interesar: Sigue toda la actualidad en nuestro especial de La Lotería]

Buena suerte aparte, vamos a centrarnos en aquellos que, sospechosamente, se han hecho muy ricos y que por el contrario de lo que comentábamos lo han declarado públicamente… pero ¿cómo es posible que a una misma persona le toque varias veces la lotería en un periodo de tres o cuatro años?

[Relacionado: Los números a los que más les sonríe la suerte]

La respuesta está en la ‘compra de décimos premiados’.  Muchos han sido aquellos que a lo largo de los últimos años se han enriquecido a través de extraños negocios en los que se manejaba el llamado ‘dinero en negro’ o recibido a través de pagos directos y sin facturas de por medio.

Pero llegaba un momento en el que estas personas tenían que hacer uso de él y solo tenían dos salidas… declararlo y con ello pagar gran parte al fisco o bien dedicarse a comprar décimos a personas agraciadas en algún sorteo.

La táctica es ofrecer un 20% más del premio, por lo que un ganador con un décimo premiado con 50.000 euros se embolsaba 60.000, pero, eso sí, éste último no podía declararlo ya que no tendría cómo justificar esa entrada de dinero. Pero en caso de ser ‘pillado’ el infractor vendedor se le ‘castigaba’ con una multa que ascendía al 43% del valor del  premio, por lo que salía perdiendo.

Una práctica de riesgo que muchos han llevado a cabo y en el que se especulan diversos nombres de importantes hombres de negocio, relacionados con el mundo inmobiliario, y algún que otro político investigado a raíz de su enriquecimiento y que declaró ante el juez que le había tocado la lotería en cerca de una docena de veces en un periodo comprendido entre 1999 y 2004.

También cabe destacar el caso de un industrial puesto en el punto de vista de los inspectores de hacienda que lo investigaron debido a la cantidad de veces que le había tocado la lotería y que varias fuentes atestiguaron que se dedicaba a comprar también décimos no premiados, para así intentar demostrar que le tocaba tanto porque jugaba mucho.

Sea como fuere el caso de las personas que han sido realmente agraciadas con varios premios gordos en diversos sorteos en España, la realidad es que es casi imposible averiguar datos sobre éstas, ya que se han encargado de guardar muy bien su identidad.

Uno de los casos más sonados ha sido el de Carlos Fabra. El político castellonense ha resultado agraciado cinco veces desde el año 2.000 con premios de la Lotería Nacional.

 Especialmente fructíferos fueron esos primeros cuatro años en los que se embolsó 268.000 euros. Sin embargo, fue en 2008 cuando ganó mayor cantidad en estos sorteos, llevándose a casa la friolera de dos millones de euros gracias a El Gordo del Niño.

También es fácil encontrar algunos casos de multipremiados en el extranjero, entre ellos, nos topamos con historias tan singulares como la de Richard Lustig, un norteamericano que asegura que le ha tocado la lotería en siete ocasiones gracias a un infalible sistema inventado por él.

Según el propio señor Lustig  le ha tocado varios millones de dólares y a través de una página web comparte sus trucos enviando un libro por contrarembolso de 40 dólares.

Si viajamos hasta Noruega nos encontramos con los Oksnes, una afortunada familia a la que le ha tocado la lotería en tres ocasiones en los últimos seis años.  Lo curioso del caso es que cada vez que les ha tocado ha sido justo en el momento en el que Hege Jeanette Oksnes ha estado embarazada y los números que se han jugado han sido los de las fechas del nacimiento de los bebés. En total se han llevado algo más de tres millones de euros.

Pero no podemos acabar este artículo sin mencionar a Joan Ginther, una afortunada mujer, residente en el Estado de Texas, que ha sido agraciada con un total de 20 millones de dólares (15 millones de euros) en las cuatro ocasiones que le ha tocado la lotería entre 1993 y el 2010.